Las tendencias que marcan el turismo de compras en España

Del 5 al 19 de febrero de este año, coincidiendo con el Nuevo Año Chino, 45.000 chinos visitaron nuestro país; una cantidad que se sumó a los más de 250.000 chinos que forman la comunidad china residente en España y que gastaron en España más de 250 millones de euros en comercios, hotelería, restauración, ocio y cultura. China sigue a la cabeza del gasto en España, “con cerca de 1.000 euros por acto de compra, representando casi el 34% del gasto total de los viajeros de fuera de la Unión Europea”, explica Álvaro Garnica Álvarez-Alonso, presidente de Global Journey Consulting.

Photo: Clark Street Mercantile
Photo: Clark Street Mercantile

A las visitas de viajeros chinos se suman las de ciudadanos de Corea del Sur, sudeste asiático y Latinoamérica. “Moda, joyería, perfumería y ahora también parafarmacia, con un fuerte incremento principalmente entre estos turistas chinos, muy preocupados por todo aquello que está relacionado con la salud, son las categorías estrella”, dice Luciano Ochoa, presidente de Innova Taxfree Group.

Aún así, el porcentaje de turistas que elige España con el objetivo de comprar es inferior al 1%. “Independientemente de este dato -matiza Garnica- casi el 90% de los que visitan España compra algún producto, ya sea moda, joyería o artículos relacionados con la identidad cultural del país. La artesanía y el diseño made in Spain también es muy valorado por el turista internacional”.

¿Y qué más atributos debemos explotar para convertirnos en un destino de compras top? Para Ochoa, nuestros puntos fuertes son “la variedad de productos, la competitividad en los precios, la calidad en la atención al turista y la seguridad”.

Otra cuestión es si el valor de nuestro país como destino de compras reside en las grandes marcas internacionales o en las enseñas locales. “Las marcas internacionales españolas tienen prestigio y son conocidas en el exterior, aunque compiten con otras de otros países cuya presencia en el mercado es mucho mayor”, dice el presidente de Global Journey Consulting.

Tendencias globales

España busca alinearse con las tendencias globales del turismo de compras y que Via Outlets, el operador de destinos europeos de compras outlet, ha resumido en un estudio que desgrana Otto Ambagtsheer, CEO de la compañía: “La primera tendencia sería vincular las compras a una emoción y a recuerdos artesanales o de diseño que evocan un viaje especial. La segunda, la proximidad, porque cuando se viaja el tiempo es oro. Para las compras, una ubicación estratégica cerca de la ciudad y del aeropuerto es clave. Así como las opciones de transporte y la seguridad percibida”.

El tipo de viajero de shopping que la compañía tiene en el foco es el que reside cerca de las fronteras del país y que se desplazan especialmente durante los fines de semana o puentes. Según la Organización Mundial de Turismo (OMT), el 75% de los viajeros elige destinos de corta distancia situados dentro de su propia área geográfica. “Las experiencias temáticas o efímeras en los destinos de compras, que capturan la sensación local del destino, también son relevantes para los compradores”, agrega Ambagtsheer.

La reivindicación de lo local entra también en el turismo de compras. En Via Outlets hablan de beautifully local, experiencias turísticas inspiradas en la belleza local. Para diferenciar un destino de compras de un competidor, es importante recrear, de manera atractiva, la arquitectura, la decoración, la cultura y la historia del destino.

Según la OMT, la gastronomía es la tercera motivación más importante a la hora de elegir un destino para un viajero, después del patrimonio y la cultura y la naturaleza. Por ello, una jornada de compras debe alternar opciones culinarias a la altura del shopping.

La tecnología también tiene un impacto directo en la experiencia de compra. “Los servicios basados en dispositivos móviles en el entorno del turismo de compras incluyen desde opciones de pago en cualquier moneda internacional o pago automático, a chatbots en varios idiomas, pasando por programas de fidelización de clientes y ofertas especiales. Todo esto añade capas y nuevas experiencias a las compras tradicionales, que también pueden incorporar realidad aumentada, a través de servicios como probadores virtuales, o para proporcionar información de productos y precios a través de códigos QR, entre otros servicios”, enumera el directivo.

Por último, Via Outlets cita la importancia de la integración de las compras en las experiencias turísticas basada en colaboraciones con actores clave de la industria turística para el reembolso del IVA o el diseño de servicios como salas VIP, conexión wifi, servicios de mensajería para enviar compras a casa o planes turísticos alternativos.

Unos retos a los que el presidente de Innova Tax Free Group suma tres: “Más visados en el caso de los turistas chinos, incremento de vuelos internacionales y la valoración de implantar una tasa turística en algunas ciudades con el objetivo de mejorar la promoción y servicios en la ciudad y mejorar la competitividad con otras ciudades europeas”.

Autor: Nerea Serrano
Publicado: Expansión